telefono

Buenos días,

Quería comentarte mi corta experiencia con CEFALY, que se reduce más a tratamiento que a profilaxis.
Empecé a utilizarlo de forma profiláctica a finales de mayo porque , a pesar de disponer de él antes, me habían inyectado toxina botulínica y podían interferir los efectos. Los primeros 20 días de junio fueron terroríficos: presenté migraña cada tres días. Frente a la desesperación decidí utilizar CEFALY como tratamiento. En la primera ocasión los usé durante el aura. Mi sorpresa fue que desapareció en pocos minutos y el dolor y malestar no apareció hasta pasadas 3-4 horas. Volví a ponerlo en modo tratamiento y me controló la clínica otras 3-4 horas. Durante los días que presenté migraña no tuve que tomar analgésicos, con lo cual mi hígado y mi riñón están muy contentos.
Seguí usándolo todos los días al acostarme en modo profilaxis, ahora después de dos meses, he retirado toda la medicación y estoy contenta porque además según está publicado, los efectos máximos se empiezan a ver a los 3-4 meses.

Nuestra paciente me contaba además que por fin después de hacía años, se había podido ir de vacaciones con tranquilidad y que algún día se había podido tomar un par de cervecitas, que en el pasado le traían como consecuencia fuertes dolores de cabeza, que no migraña, pero que ya no los tenía. Esperamos ampliaros la información en breve.